LASAÑA DE ESPINACAS, PASAS Y PIÑONES



Yo siempre preparo una lasaña con las primeras espinacas que salen del huerto.
Claro que, si no son del propio huerto pero las compramos bien frescas, la cosa es la misma.

LASAÑA DE ESPINACAS

INGREDIENTES (para dos lasañas)

¼ kilo de espinacas – 2 cucharadas de pasas – 2 cucharadas de piñones – 2 cucharadas de harina – 1 litro de leche – 6 cucharadas de queso rallado – nuez moscada – sal – 6 cucharadas de aceite de oliva – 4 placas de pasta para lasaña

ELABORACIÓN

Para elaborar una lasaña tenemos que preparar tres cosas: la pasta, el relleno y la salsa

La pasta

En una cacerola amplia ponemos abundante agua con sal y cocemos las placas de lasaña durante 9 minutos o el tiempo que recomiende el fabricante.
Las enfriamos al chorro de agua fría y las extendemos sobre papel de cocina para que se escurran.

El relleno

Lavamos las espinacas y las ponemos en una cazuela con un chorrito de agua (poquísima) y otro de aceite, tapamos y ponemos al fuego durante un minuto o dos.

espinacasLas retiramos del fuego, dejamos tapado hasta que se templan y luego las escurrimos y las cortamos sobre la tabla en ambas direcciones como si hiciéramos cuadritos.

Lavamos y escurrimos las pasas.

En una sartén ponemos 2 cucharadas de aceite y salteamos en ella los piñones y las pasas.
Cuando los piñones empiezan a dorarse y las pasas se hinchan, agregamos las espinacas y lo rehogamos todo junto.

Yo a esta mezcla le añado después 2 ó 3 cucharadas de bechamel para que quede bien ligada.


La salsa

Preparamos una salsa bechamel poniendo en una sartén grande 4 cucharadas de aceite y 2 cucharadas de harina.
Dejamos que se rehogue la harina removiendo con cuchara de palo.
Seguidamente, agregamos el agua de escaldar las espinacas y un vaso de leche fría removiendo suavemente para que la harina absorba el líquido.
La sazonamos con sal y unas raspaduras de nuez moscada y seguimos añadiendo leche y removiendo hasta que se nos forma una crema ligera.
La cantidad exacta de leche depende de lo ligera o espesa que nos guste la salsa.

Hay veces que la salsa bechamel queda grumosa, pero esa no es razón para desanimarse con ella. Se le da un golpe de batidora si es necesario y problema solucionado.


Ya sólo queda montar la lasaña:

Ponemos en el recipiente una base de bechamel, encima una placa de lasaña, después el relleno, luego la otra placa, cubrimos con bechamel y espolvoreamos con queso rallado.

La metemos a horno precalentado a 180ºC con grill activado durante unos minutos hasta que se gratina.


Queda muy bien acompañada de una ensalada a base de lechuga, rúcula, apio, zanahoria, tomate, rabanitos y aguacate, aliñada con aceite, limón y ajo exprimido.

También queda muy rica si en la base , debajo de la primera placa, en vez de bechamel ponemos un par de cucharadas de salsa de tomate. El resultado y el sabor son diferentes pero también muy buenos.

Comentarios

  1. estaba buenisimo gracias por tu receta.

    ResponderEliminar
  2. rico sencillo bueno sano no puede ser mejor muchas gracias maestra.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias a ti, Alberto, por comentar tu impresión. Un saludo

      Eliminar
  3. Hola guapísima!
    Cuanto tiempo sin pasar por aquí, tengo un poco abandonado esto de los blog amigos y el mío propio pero no me olvido de ti.
    Receta exquisita esta lasaña tendré que probarla, voy a mirar todo lo que me he perdido este tiempo que he estado desconectada, de seguro tendrás nuevas recetas ricas,ricas, por cierto guapa esa foto de perfil.
    Besos ^___^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola: me alegro mucho de tener noticias tuyas. Nosotros tampoco os olvidamos. Gracias por el piropo a la foto y un besazo.

      Eliminar

Publicar un comentario