HELADO DE LECHE MERENGADA BAJO EN CALORÍAS


Este es el primer helado que subo al blog. Hace bastante tiempo que los hago y nos encantan pero no me había decidido a colgar alguno porque las personas que acuden a un blog de cocina fácil (pensaba yo), no se complican la vida haciendo helados.
Claro que al fin me animé porque también acuden al blog personas (quizá más) buscando cocina sana y desde luego estos helados lo son: sin mantequilla, sin nata, con productos naturales y saludables. Bueno, pues allá va uno de los que nos gusta mucho.

La leche merengada se llama así porque se mezcla con merengue (clara de huevo batido a punto de nieve)
Cuando yo era pequeña, había en León una cafetería (hoy día creo que es una hamburguesería) llamada  La Granja donde ponían una leche merengada en copa, bien fría, con canutillos de obleas y bien espolvoreada de canela, que era la delicia más grande que podías imaginar.
El helado preparado con ella no tiene nada que envidiarle.

Para que los helados adquieran consistencia y cremosidad suele utilizarse mantequilla, leche entera o crema de leche, ingredientes que yo no quiero utilizar pero todo es cuestión de arreglarse de otra manera… y no veáis como quedan…conseguimos helados suaves, cremosos, deliciosos pero con pocas calorías y sin grasas animales.

En esta ocasión yo lo he acompañado con cerezas en almíbar y he regado las bolas con el almíbar de las cerezas. Ha quedado un postre ¡olé! pero está delicioso también sin ningún acompañamiento.

HELADO DE LECHE MERENGADA

INGREDIENTES

1 litro de leche semidesnatada – 250 g de azúcar (2 cucharadas menos para los poco dulceros) – cáscara de limón – canela en rama – 4 claras de huevo y una yema - 2 cucharadas de harina (40g).

ELABORACIÓN

Ponemos la leche a hervir junto con la cáscara de medio limón y un palo de canela durante 10 minutos, cuidando que no se derrame ni se pegue al fondo de la cacerola para lo cual lo hacemos a fuego mínimo y revolveremos de vez en cuando.
La colamos retirando la canela y la cáscara.

En otra cacerola ponemos la harina, el azúcar y la yema junto con un par de cucharadas de la leche y las mezclamos revolviendo bien de forma que quede una crema.

Preparando helado de leche merengada

Preparando la leche merengada

Poco a poco y revolviendo para que no se hagan grumos, agregamos la leche.
Cuando la hemos añadido toda, lo llevamos al fuego mínimo y seguimos revolviendo para que no se pegue, hasta que espese un poco, como si de unas natillas ligeras se tratase.
Lo retiramos del fuego y cuando alcance la temperatura ambiente lo guardamos en el frigorífico para que se enfríe bien.

Al momento de ir a preparar el helado, batimos las claras de huevo con unas gotas de limón hasta que adquieren la consistencia de merengue.
Agregamos el merengue al preparado anterior frío y lo mezclamos con cuidado, que se integren.

Si tenemos heladera, seguimos las instrucciones; si no disponemos de ella, lo  metemos al congelador y  al cabo de un tiempo, lo sacamos, lo revolvemos y volvemos a meterlo. Así un par de veces o tres hasta que lo veamos cremoso. Por último, lo dejamos en el congelador hasta el momento de consumirlo.

Si queremos tomarlo como leche merengada, lo servimos muy frío en vez de helado, espolvoreado de canela.

Comentarios

  1. Nunca lo he hecho el helado casero.
    Me llevo la receta y a ver si lo hago ya. El aspecto es delicioso, :)
    Gracias, Ruqui.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Helado y bajo en calorias?.no me lo, puedo perder.
    Buen fin de semana,.

    ResponderEliminar
  3. delicioso helado y con un color que alimenta, por aqui impensable con el tiempo que tenemos y las bajas temperaturas y es que hace frio...Bess

    ResponderEliminar
  4. Nunca he conseguido que me salieran bien los helados, pero he visto los ingredientes y me voy a animar con esta receta (cuando empiece a apretar un poquito el calor, que me cuesta tomar helados todavía...). Y si todo va bien, esperaré con ansia el helado de naranja.
    Besos y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  5. Uno de los secretos del helado es el aire que le pongamos, tu lo has conseguido con el batido de claras.
    Besoss hoy desde
    http://siempreseraprimavera.blogspot.com.ar/2014/04/el-cafe-mas-caro-del-mundo.html

    ResponderEliminar
  6. Un helado sin grasas, eso es estupendo... me apunto a probarlo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Tiene toda la pinta de estar delicioso :)

    ResponderEliminar
  8. Tiene muy buena pinta Ruquí, yo hago uno muy parecido, pero de momento dejálo estar, por aquí lo que estamos es helados... hace un frío...!
    Un biquiño y buena semana

    ResponderEliminar
  9. delicioso
    y sobre todo facil de preparar
    me ha encantado tu blog

    ResponderEliminar
  10. Tiene que estar bueno,sin duda pero bajó en calorías como que no

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que si Francis, que este helado es bajo en calorías, comparándolo por supuesto con otros y no te digo con los comprados... Divide el azúcar que lleva entre unas 12 raciones que son las que más o menos salen y verás que es menos de lo que lleva un sobrecito de los que ponen con el café. Los comprados llevan el triple de azúcar y grasas saturadas (natas, cremas o mantequillas). Claro que aún bajo, como todos los dulces, hay que comerlo con moderación y de vez en cuando para darse un capricho.

      Eliminar
  11. Lo probaré porque me parece una delicia. Lo que pasa es que con el añadido del almíbar lo has hecho mucho más atractivo (Y seguro que también rico). A ver quien es la guapa que quiere prescindir de él ahora jaja.
    Tengo heladera pero la he utilizado poco.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Que rico tiene que estar, no se si seré capaz de hacerlo, pero como siempre te digo lo difícil explicado por ti resulta hasta sencillo, a ver si este veranito me animo y lo hago.
    Un beso ^___^

    ResponderEliminar
  13. Creo que me voy a poner manos a la obra y voy a probar a hacer helado casero con tu receta.Tiene una pinta exquisita, y si además es bajo en calorias!! jeje.Muchas gracias por compartir! Yo hoy en mi blog, pongo recetas de ensaladas líquidas.Te animas? http://www.misstaconeslejanos.com/2014/05/cocina-ensaladas-liquidas.html

    ResponderEliminar
  14. Hola Ruqui,hoy he hecho varias de tus recetas(para tener xa la semana,ya que como en la oficina) y estoy encantada de lo fácil que lo explicas y la gran variedad. He venido a parar a tu blog buscando recetas sanas de helados caseros y no me arrepiento,está exquisito.
    Muchísimas gracias por compartir tus recetas en la red y espero ansiosa la del helado de naranja.

    Besos desde Murcia.

    ResponderEliminar
  15. Muchas gracias por contármelo. Me da mucha alegría que me digas que las recetas están bien explicadas porque no siempre es fácil. Ahora me tomo unas pequeñas vacaciones pero en cuanto vuelva, colgaré el helado de naranja. Un saludo afectuoso y que sigas disfrutando de mis recetas que son tuyas.

    ResponderEliminar
  16. Hola! me encantó esta receta, la probaré. Tengo una duda, es necesario hervir los ingredientes? o pudiera revolverlos y llevarlos directamente a la heladera?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola: si, debes ponerlo al fuego (mínimo) y tiene que alcanzar el punto de hervor (muy suave) para que espese un poco pues eso es lo que le da la consistencia al helado ya que no lleva natas o mantequillas espesantes. Un saludo y que lo disfrutes

      Eliminar

Publicar un comentario