Alubias negras o rojas estofadas


Más sencillas, ricas y saludables, imposible.

ALUBIAS ROJAS O NEGRAS ESTOFADAS

INGREDIENTES para 4 personas
  • 250 gramos de alubias rojas. 
  • 1 cebolla partida en dos pedazos.
  • 1 zanahoria. 
  • 2 dientes de ajo. 
  • 1 hoja de laurel . 
  • 1 cucharadita de pimentón. 
  • 1 cucharada sopera rasa de harina. 
  • Aceite - Sal.
ELABORACIÓN
  • Lavamos con agua las alubias y una vez limpias las dejamos en remojo, con agua fría durante toda la noche.
  • Al día siguiente, ponemos las alubias en una olla o cacerola, añadimos agua fría, la cebolla en trozos grandes, la zanahoria, los dientes de ajo pelados y enteros, el laurel y un chorro de aceite.
  • Dejamos que cueza todo a fuego suave y lento, vigilando que estén siempre cubiertas de agua, añadiendo un poco de agua fría cuando sea necesario. Yo, como las hago en la olla exprés, ya pongo desde el principio la cantidad de agua que me parece bien.
  • Cuando estén en su punto las quitamos del fuego, eliminamos la hoja de laurel y trituramos la cebolla, y la zanahoria con el pasapurés. Lo añadimos de nuevo a las alubias.
  • En una sartén con una cucharada de aceite, doramos la harina, lo retiramos del fuego y le añadimos una cucharadita de pimentón. Rápidamente lo mojamos con un poco de caldo de la cocción de las alubias y lo vertemos sobre ellas. 
  • Por último, lo sazonamos con sal y lo dejamos cocer 5 minutos más.
  • Antes de servir es conveniente que repose unos minutos.


Comentarios

  1. Hola Ruqui. Felicidades por tu blog.
    Me gustaría preguntarte porqué hay judías que quedan totalmente cocidas y otras duras. Me refiero cuando se han cocido al mismo tiempo. Gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola: muchas gracias. Respecto a tu pregunta te contaré que mi padre era almacenista de alubias. Las compraba a los agricultores, las limpiaban y envasaban y empaquetadas las vendía a las tiendas. Cuidaba mucho su marca y recuerdo verle siempre, antes de comprar una partida, llevarse una muestra a casa y cocinarla precisamente para que no se la dieran con queso. Me explico: hay gente que no vende toda la cosecha un año y en vez de perderla, la mezcla con las nuevas así que tú vas a cocinarlas y unas son tiernas de este año y otras son viejas y duras del año anterior.
      Cuando pasa eso, ya con el remojo se ve que algunas no se hinchan y no se reblandecen. Si te vuelve a pasar, tendrás que retirarlas y desde luego, cambiar de proveedor. Un saludo y gracias por visitar mi blog.

      Eliminar

Publicar un comentario