Zanahorias con roquefort (o tresviso)


Este platillo, tomado templado, del tiempo o frío, hace un aperitivo o entrante muy rico.

INGREDIENTES para dos persona

  • 3 o 4 zanahorias tiernas, no muy grandes.
  • Un pedacito de queso picón (o Tresviso o Roquefort), unos 20 g.
  • Una cucharadita de harina.
  • Un vaso pequeño de leche.
  • Perejil fresco picado fino (opcional).

ELABORACION

  • Lavamos bien las zanahorias y les quitamos los extremos. No es necesario pelarlas ni rallarlas.
  • Las escaldamos en agua hirviendo durante 5 minutos de manera que queden al dente.
  • Una vez escaldadas, las troceamos en bastones o ruedas.
  • En una sartén al fuego derretimos el queso y le agregamos la harina. Lo mezclamos y doramos un momento.
  • Añadimos la leche y revolvemos dejando que hierva unos pocos minutos y se nos forme una salsa cremosa. La cantidad de leche depende de lo espesa o líquida que queramos la salsa.


* Servimos las zanahorias acompañadas de la salsa y espolvoreadas con perejil picado.

* Podemos tomarlo caliente o frío.

Comentarios