Recetas de cocina de elaboración sencilla, con ingredientes saludables. Cocina fácil, rica y sana al mismo tiempo. Comentarios sobre alimentación y salud

martes, 27 de septiembre de 2016

PASTEL DE HIGOS


Un bizcocho de los de toda la vida, con la gracia añadida de unos higos en almíbar, se convierte en un pastel delicioso que merece la pena disfrutar.

Si os animáis a probarlo, quedaréis asombradas de lo riquísimo  que está, como me ocurrió a mí la primera vez que se me ocurrió la idea. 
Esta receta la publiqué hace 3 años y desde entonces no he dejado de hacerlo y disfrutarlo. Hoy la actualizo con explicaciones más detalladas y fotografías mejoradas.

PASTEL DE HIGOS

INGREDIENTES
Para un molde de 30cm x 18cm

100g de aceite de oliva suave - 150g de azúcar - 3 huevos enteros grandes - 180g de harina - un sobre de polvo de hornear o levadura química - 400g de higos en almíbar

Para los higos en almíbar: 150ml de agua - 100g de azúcar

ELABORACIÓN

Los higos en almíbar



Lavamos los higos con agua fría, los escurrimos muy bien, les cortamos el rabito y los partimos al medio.
Disolvemos el azúcar con el agua en una cacerola a fuego mínimo, revolviendo para facilitarlo.
Una vez disuelta, subimos el fuego y dejamos que hierva durante un par de minutos.
A continuación, introducimos los higos y los dejamos cocer durante 10 minutos.
Los sacamos del almíbar y los reservamos.

El bizcocho

Mezclamos el aceite y el azúcar en un cuenco.


A continuación añadimos los huevos de uno en uno, batiendo un poco para que se integren bien.


Agregamos después la harina tamizada junto con la levadura y revolvemos (no batimos) para que se mezcle.


Aceitamos un molde, cubrimos el fondo con papel de hornear y volcamos en él la mezcla.


Repartimos por encima los higos y lo regamos con unas gotas del almíbar.


Lo cocemos en el horno precalentado a 180º durante unos 40 minutos.

El tiempo de cocción depende no solo del horno sino también del tamaño del molde. Yo utilizo para esta cantidad, uno de 30cm x 18cm.
Antes de sacarlo del horno, lo pinchamos en el centro para ver si está bien cocido.


Lo desmoldamos en caliente y lo dejamos enfriar sobre una rejilla.